banner indeportes tolima 2020
Actualidad

‘El Monstruo de La Martinica’ abusó durante nueve años de su hijastra a quien embarazó en dos oportunidades

Luego de conocer la verdadera identidad del padre de sus nietos, la madre de la víctima abandonó el hogar por lo que el investigado convirtió a la víctima en su pareja y empezó a maltratarla física y psicológicamente.

Un juez con funciones de control de garantías de Ibagué cobijó con medida de aseguramiento en cárcel a un hombre señalado de haber abusado sexualmente durante varios años de su hijastra, a quien embarazó en dos oportunidades.
El temor que padeció por cerca de 9 años una niña, abusada desde los 14 años, cesó el fin de semana pasado con la judicialización de su presunto agresor sexual, maltratador físico y psicológico: su padrastro.
Se trata de un hombre de 49 años de edad. Según las investigaciones adelantadas por las autoridades, en cabeza de un fiscal local del Centro de Atención Integral a Víctimas de Violencia Intrafamiliar (Cavif) de Ibagué (Tolima), el implicado es el responsable de haber abusado sexualmente de su hijastra por varios años.
Producto de la violencia sexual la joven resultó dos veces embarazada. Su primer hijo nació en 2011. Los abusos continuaron y a los 17 años nació su segundo hijo.
Las amenazas de muerte por parte del implicado en contra de la víctima, hicieron que esta ocultara la verdadera identidad del padre de sus hijos ante su madre, siempre sostuvo que se trataba de compañeros de clase.
Un caso priorizado por la Fiscalía
Este caso fue priorizado por la Fiscalía General de la Nación en el Tolima y ha sido conocido en la zona como ‘El Monstruo de La Martinica’, por haberse originado en la vereda del mismo nombre.
El capturado aprovechaba los momentos en que se quedaba a solas con la menor de edad -hoy de 23 años- pues su madre salía a trabajar. En esos espacios la niña era violentada en su integridad física y sexual.
El parecido físico de los niños con el abusador, hicieron que la madre de la niña víctima de los abusos, hicieron que la mujer confrontara a su compañero sentimental. El hombre sin reparo le confirmó a su esposa que él era el verdadero padre de los menores.
A principios de 2019 la madre de la joven víctima de su padrastro, abandonó la casa en la que vivía con su hija, nietos y esposo (hoy capturado).
Este nuevo ambiente fue propicio para que el hombre continuara con los abusos y maltratos, ahora extendidos a los niños que había procreado con su hijastra, en ese momento de 8 y 5 años de edad a quienes golpeaba con puños y empujaba; además del maltrato psicológico por observar a su mamá víctima de la violencia intrafamiliar.
En diciembre pasado, y luego de varios intentos por huir del abusador, la mujer logró escapar junto con sus hijos para denunciarlo ante las autoridades, junto con las aberraciones de las que venía siendo víctima.
Una vez conocida la denuncia la Fiscalía priorizó la investigación por violencia de género y en un trabajo liderado por policía judicial del CTI Cavif se logró individualizar, y posteriormente, identificar de manera plena al implicado quien fue capturado el 24 de septiembre pasado en el barrio La Francia de la capital tolimense.
Otro despacho adscrito al grupo de violencia sexual investiga en la actualidad el presunto abuso sexual del que habría sido víctima la hermana menor de la joven. Se esperan resultados pronto.
Estos resultados hacen parte de la política institucional del Fiscal General de la Nación, Francisco Barbosa Delgado ‘En la calle y en los territorios’, en la lucha permanente contra la violencia de género y los delitos que afectan niños, niñas y adolescentes.
Por estos hechos la Fiscalía imputó al capturado como presunto responsable de los delitos de acceso carnal violento agravado con menor de 14 años en concurso homogéneo y sucesivo en concurso heterogéneo con violencia intrafamiliar agravada en concurso homogéneo y sucesivo contra tres víctimas. Ninguno fue aceptado por el implicado.
En el marco de la investigación se autorizó, por parte del juez, la obtención de muestras de ADN para posterior cotejo con el fin de comprobar la paternidad y así afianzar la hipótesis delictiva del abuso sexual sistemático.

Publicaciones relacionadas

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Cerrar