ActualidadSalud

Dolor en las muñecas a la hora de conducir

Por EDUARDO ALVAREZ (*)

Puede que al conducir, se sienta un leve dolor que se intensifica poco a poco en las muñecas y que se irradia a los dedos de la mano.

No es el único diagnóstico, pero parece que se está en presencia del síndrome del túnel del carpo. Doloroso e incómodo, ocurriendo, sobre todo, después de largas horas de conducción. Veamos que puede estar ocurriendo. En la muñeca existe un ligamento muy fuerte denominado ligamento trasverso del carpo. Debajo de él, trascurre parte del nervio mediano que da sensibilidad a la mano. Si este compartimento se inflama, presiona el nervio y produce las sensaciones descritas. Si no se coloca atención a este problema, el nervio se verá irremediablemente dañado, dejando a la mano en muy mala posición para realizar todas las actividades en que interviene.

Existen asociadas enfermedades autoinmunes, endocrinológicas y reumáticas, pero para los conductores la principal causa puede ser su actividad de manejar, principalmente durante largas jornadas. La posición de la mano en el volante, la fuerza con la que se debe mantener, la sostenida manera en que se debe manejar, produce inflamación en las articulaciones y tendones como los del túnel carpiano.

Ese momento, donde comenzamos a percibir la incomodidad y el dolor, es el preciso para parar nuestro vehículo y realizar una pausa activa, No será superior a 10 o 15 minutos, pero nos brindará alivio y dejara de irritar las estructuras del túnel carpiano, permitiéndonos regresar a nuestras actividades sin mayor problema. Realizar estas pausas cada hora, evitará que aparezcan estos síntomas y mantendrá nuestras muñecas en buena forma para realizar nuestra labor.

Los ejercicios para ser realizados en las pausas activas podemos encontrarlos en una buena página de internet o podemos solicitarlos a la oficina de recursos humanos de nuestra compañía. Lo importante es tener constancia y fuerza de voluntad para realizarlos y poco a poco nuestro cuerpo nos lo agradecerá.

 

(*) Eduardo Álvarez B. MD B. Sc.

Universidad Nacional de Colombia

Mostrar más

Publicaciones relacionadas

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Botón volver arriba
A %d blogueros les gusta esto: